Ayuda al sustento para religiosas en Líbano

26 religiosas ancianas de la orden de las Hermanas Basilianas viven y rezan en el convento de Nuestra Señora de la Anunciación en Zouk Mikael, un suburbio cristiano del norte de Beirut. Antes era la casa madre de la orden, ahora las Hermanas la han convertido en una residencia de ancianos. Las 26 religiosas han servido a la Iglesia durante toda su vida: eran como velas que transmitían luz y calor a miles de personas, consumiéndose ellas mismas. Siempre tuvieron piedad y dieron su vida por los que ya no podían ayudarse a sí mismos. Ahora, al final de sus vidas, son ellas las que dependen de la ayuda y la misericordia de terceros.

“... y me disteis de comer” (Mt 25,35).
“… y me disteis de comer” (Mt 25,35).

Necesitan sillas de ruedas, andadores, muletas, camas clínicas, pañales para adultos y, sobre todo, medicamentos. Por desgracia, el coste de todo ello supera con creces los recursos disponibles. Además, también hay que pagar a las quince cuidadoras que, junto a las Hermanas, atienden día y noche a las religiosas postradas y débiles. Aun así, estas velas siguen ardiendo, porque rezan. La Hna. Nada Tanios, la Superiora de la residencia de ancianos, nos dice que somos su esperanza. “Nadie más nos apoya”. Nosotros hemos prometido ayudarles con el coste de los cuidados, la medicación y las ayudas a la movilidad. Estas religiosas son merecedoras de toda compasión, y no podemos permitir que estas velas de la vida se apaguen antes de tiempo.

Latest News

El cardenal Pierbattista Pizzaballa, Patriarca Latino de Jerusalén, se ha reunido, el miércoles 17 de julio, con una...
La Iglesia católica en Bielorrusia se dedica con pasión al trabajo pastoral con niños y jóvenes. Cada semana,...
El 4 de junio, el Bharatiya Janata Party o Partido Popular Indio (BJP) ganó por tercera vez las...