Zambia: un nuevo tejado para la iglesia de la Virgen del Consuelo

Para los creyentes de la parroquia de la Virgen del Consuelo fue un duro golpe: hace tres años en Lwawu las lluvias torrenciales destruyeron totalmente el tejado de su iglesia. Esta comunidad que habita en la provincia noroeste del país, en la frontera con Angola, no tenía recursos para reconstruir el tejado, porque se trata de una zona subdesarrollada y abandonada con una población pobre. Los creyentes aman su iglesia, que es el corazón de la comunidad, pero el coste de la reconstrucción del tejado les resultaba astronómicamente alto.

Nuestros bienhechores no dejaron a la parroquia en la estacada y donaron 4.400 euros para el nuevo tejado, y cuando esta cantidad no bastó porque había que traer de lejos las vigas de acero, donaron otros 2.000.

El párroco, P. Kennedy Musekwa, nos ha escrito una carta cuyo contenido queremos reproducir aquí para todos los bienhechores: “Cuando ocurrió esta desgracia, fue como si se me partiera el corazón. No sabía qué hacer y pensaba en toda la gente de nuestra misión, que también había perdido toda esperanza. Vuestra ayuda ha vuelto a encender la vida cristiana en nuestra misión, pues hoy podemos adorar a Dios en nuestra iglesia. Cada vez que entro en ella pido a Dios que bendiga a todos nuestros bienhechores y me inclino humildemente ante este gesto de amor. En nombre de todos mis feligreses os doy mil gracias. ¡Alabado sea el nombre del Señor!”.

My gift to support the ACN mission with the persecuted Christians and those in need.

Últimas noticias

CONOCE MÁS SOBRE Aid to the Church in Need, VISITA http://www.churchinneed.org
logoacnwhy2

QUIÉNES SOMOS

Fundada en 1947 como una organización católica de ayuda para refugiados de guerra y reconocida como una fundación pontificia desde 2011, ACN se dedica al servicio a los cristianos en todo el mundo allá donde estén perseguidos, discriminados o sufran necesidad material, a través de la oración, la información y la caridad. Anualmente ACN apoya alrededor de 6.000 proyectos pastorales en cerca de 150 países, gracias a donaciones privadas, ya que la organización no recibe ayudas gubernamentales.