Menú
Menú

República Democrática del Congo en 2019

La República Democrática del Congo tiene una extensión cuatro veces mayor que Francia y es rica en recursos minerales como el oro, los diamantes, las menas metálicas y el petróleo. Pero pese a la riqueza de tales recursos, una gran parte de los 85 millones de habitantes viven en una pobreza extrema, ya que la política y la economía están lastradas por la codicia y la corrupción. A esto se añaden los conflictos armados desencadenados por distintos grupos de rebeldes. A menudo, la Iglesia debe hacerse cargo de los problemas sociales, políticos y de desarrollo que el Estado no es capaz de resolver. Para hacer frente a estas tareas, en 2019 la Iglesia local pudo volver a contar con el apoyo de ACN.

El cambio de gobierno fue el acontecimiento principal de 2019 en la República Democrática del Congo. Antes de las elecciones, la Iglesia tomó parte en las protestas contra el presidente Joseph Kabila, quien llevaba asentado en el poder muchos años. Y las protestas surtieron efecto: el presidente retiró su candidatura. Ese fue un hito importante en la lucha contra la corrupción y la arbitrariedad en el sistema político. Desde entonces hay muchas esperanzas depositadas en el nuevo presidente Félix Tshisekedi.

Como no hay agua corriente, es necesario ir a la fuente a buscarla.
Como no hay agua corriente, es necesario ir a la fuente a buscarla.

A finales de noviembre de 2019, los obispos de las diócesis Butembo Beni y Uvira enviaron una carta abierta al presidente para llamar su atención sobre la continuación de la violencia y la inseguridad en el este del país y solicitar al gobierno que tomara medidas efectivas de una vez por todas para resolver esa situación. La Iglesia en el Congo es una voz enérgica cuando se trata de denunciar injusticias e impulsar el cambio social.

Una hermana de las Hijas de la Resurrección al cuidado de un niño desnutrido en Bukavu-Mirhi.
Una hermana de las Hijas de la Resurrección al cuidado de un niño desnutrido en Bukavu-Mirhi.

Lo que ofrece ACN no lo ofrece ninguna otra organización

Esto sería impensable sin un trabajo de base pastoral y espiritual estable por parte de sacerdotes y religiosos, que a menudo deben desempeñar sus funciones incluso a las condiciones más difíciles. ACN no solo les ayuda con el saneamiento de sus casas parroquiales, sino que además les facilita vehículos para que puedan llevar a cabo su labor pastoral. También ofrecemos subsidios para la formación de los futuros sacerdotes, religiosos y catequistas.

Ayuda para 97 seminaristas

En febrero de 2017, el seminario sacerdotal Cristo Rey de Malole en la archidiócesis de Kananga, en el sur del Congo, fue saqueado, devastado y parcialmente incendiado por rebeldes. El seminario pudo ser reconstruido con ayuda de ACN. Ahora estudian allí 97 seminaristas, un número mayor que antes. En 2019 financiamos su formación con 8.000 euros. Otros 7.200 euros se destinaron a los profesores del seminario, en forma de estipendios de Misas.